Glosario: Jackpot Slot

¿Qué es un Jackpot en slots o tragaperras?

¿Sabes a qué se refiere el término jackpot en los slots o tragaperras? Aprende en Luckia en qué consiste y cómo jugar a las slots.

¿Qué es el jackpot en las tragaperras?

Jugar a las máquinas tragaperras, también conocidas como slots, es uno de los pasatiempos más comunes en los casinos de todo el mundo. Durante décadas los jugadores han tenido que peregrinar hasta los salones de juego, pero la llegada de los casinos y las casas de apuestas online permiten que los jugadores puedan apostar a las slots desde su casa, el trabajo, la playa o cualquier lugar del mundo sin tener que desplazarse físicamente a ningún establecimiento de juego.

Todos los jugadores de tragaperras comparten la misma ilusión: ganar un jackpot. Se trata del premio máximo que puede dar una máquina y para conseguirlo se tienen que dar dos circunstancias: lo primero es que hay que jugar a una slot que, además de los premios propios de la máquina, disponga de un bote con una cantidad superior a la que se paga como máximo en la tragaperras. Después ya solo hay que confiar en la suerte: que los símbolos que se corresponden con el jackpot aparezcan en la línea de juego para que convierta al jugador en ganador.

Conseguir el jackpot no es sencillo, por eso los premios son tan altos. Ganar un bote es una gran noticia para el jugador y llevarse a casa el premio gordo de una slot es el gran objetivo cuando se juega a las tragaperras.

Jackpot Slot

Tipos de jackpot en las slots

Hay miles de máquinas tragaperras diferentes en el mundo. Los diseñadores de estos tipos de juegos tratan de sorprender a los jugadores constantemente, por lo que no dejan de desarrollar slots llamativas, que sean divertidas para jugar y que, además, ofrezcan premios muy suculentos económicamente hablando.

Para conseguirlo, muchos operadores de juego deciden dotar a sus máquinas de grandes premios: son los jackpots, cifras que en algunos casos pueden llegar a ser mareantes al tratarse de millones de euros. Pero no todos los jackpots son iguales, ya que los hay de dos tipos: fijos y progresivos.

Jackpots fijos

En este tipo de botes la cantidad en juego no varía, siempre es la misma. No importa cuántas veces juguemos, ya que el jackpot no cambiará. Lo único que debemos hacer es apostar la cantidad máxima que se pueda en cada jugada y soñar con conseguir la línea ganadora que nos dé el bote.

Jackpots progresivos

Son los más habituales y aquí sí que va creciendo el bote acumulado con cada participación. Una pequeña cantidad de cada jugada pasa a engrosar el bote que se repartirá en el momento más inesperado. Además, es normal que haya varias máquinas conectadas entre sí al mismo bote, por lo que la cantidad aumentará más rápidamente.

El sistema de premio de las tragaperras garantiza que nadie sepa en qué momento puede tocar el jackpot: puede ser con solo 10 euros en el bote y nada más haber dado un premio anteriormente, o bien que acumule un millón de euros sin que se reparta, provocando que aumente la ilusión de los jugadores.

tipos de jackpot

Consejos para jugar a slots con jackpots

Las máquinas tragaperras están diseñadas con complejos sistemas que pueden ofrecer sus premios en cualquier momento. Es uno de los grandes reclamos de este tipo de juegos online y permite que un jugador con una sola jugada tenga las mismas posibilidades que otro que lleva más tiempo jugando, ya sea a la misma máquina o bien al mismo tiempo en otra de las que están interconectadas para ofrecer el bote.

El problema de los jackpots es que solo se entregan cada cierto tiempo, por lo que es muy difícil ganarlos. Eso debe ser el primer consejo para los jugadores de slots: no obcecarse con ganar ese premio máximo cueste lo que cueste.

Algunos expertos aconsejan también jugar en las máquinas más caras que ofrecen los diferentes operadores de juego. Eso es debido a que los jackpots de tipo progresivo aumentan más rápidamente, por lo que hay más posibilidades de que salgan en comparación con las slots que cuestan menos dinero.

Pero, sin duda, lo mejor es apostar a la máquina que más conozca cada jugador y que mejor se adapte a sus necesidades. Si es una persona que quiere apurar todas las posibilidades, deberá jugar a una slot con el máximo posible de líneas. Si es un jugador más conservador, las máquinas más tradicionales serán las mejores para él. En cualquier caso, no se debe olvidar que se trata de un pasatiempo donde es difícil ganar grandes premios, pero en los que podemos pasar un muy buen rato.

Ahora que ya sabes qué es un jackpot, las máquinas tragaperras que ofrecemos, podrás encontrarlas en la sección Slots de la web de Luckia. Pero el mayor premio de todos, está siempre en el juego con moderación.

Regístrate